Noticias del mercado inmobiliario

Trucos para ahorrar en casa y sobrellevar la cuesta de enero

Con el nuevo año llega la inevitable cuesta de enero. Una cuesta que, aunque cada vez parezca más empinada, es posible superar sin apretarse el cinturón hasta casi ahogarse. En casa podemos ahorrar de muchas maneras y a veces solo es cuestión de modificar algunos hábitos.

Rascando un poco de aquí y de allá podemos ahorrar y conseguir que el primer mes del año no sea tan terrible. Unos sencillos consejos de los expertos de Habitissimo  te ayudarán en la tarea y lo mejor es que ponerlos en práctica no cuesta nada. Cuando llegue febrero notarás la diferencia.

Olvídate del stand by

Con la electricidad por las nubes, cualquier gesto que ayude a ahorrar energía es importante. ¿Sabías que entre el 7 % y el 11 % del consumo de una vivienda es el de esos aparatos que dejamos en stand by? La solución es tan sencilla como apagarlos o, mejor, desenchufarlos. Tal vez solo sean 5 euros al mes, pero por algo se empieza.

Revisa la potencia eléctrica

Tener contratada una potencia eléctrica superior a la que se necesita es malgastar dinero. Lo ideal es hacer un cálculo y ajustarla al consumo real. En este aspecto, merece la pena recordar que con la entrada en vigor de los nuevos tramos horarios de la luz es posible contratar dos potencias diferentes. De esta forma se puede disfrutar de más potencia en horas valle y mantener la habitual en el resto de los horarios.

Piensa en la eficiencia

Si tienes pensado aprovechar las rebajas para cambiar algún electrodoméstico, elige siempre los más eficientes. Son más caros, pero el consumo es notablemente inferior y a la larga amortizarás el sobrecoste.

Y, si no lo has hecho ya, pásate al LED. Estas bombillas consumen menos y tienen una vida útil más larga. Teniendo en cuenta que la luz es responsable del 20 % de la factura eléctrica de un hogar, el cambio es más que aconsejable. Eso y, por supuesto, aprovechar la luz natural y apagar las luces cuando no estés en la habitación.

Ajusta la temperatura en casa

Estamos en los meses más fríos, pero no es necesario estar en casa en manga corta. La temperatura de confort está entre 19 ºC y 21 ºC. Por cada grado que bajes ahorrarás hasta un 7 % en la factura de la calefacción.

Y, junto a ello, también te ayudará a ahorrar instalar en casa un termostato inteligente. Además de controlar la temperatura, permite programar el encendido y apagado para que la calefacción funcione solo cuando sea necesario.

Revisa puertas y ventanas

No las vemos, a veces ni siquiera las sentimos, pero están ahí. Son pequeñas corrientes de aire que se cuelan por cualquier rendija y que hacen que se pierda calor. Algo tan simple como comprobar que puertas y ventanas cierran perfectamente y poner unos burletes también ayuda a ahorrar energía y, por tanto, dinero.

Instala aireadores en los grifos

Controlar el gasto de agua es otra forma de reducir los gastos. Los aireadores o reductores de caudal son capaces de reducir el consumo a la mitad sin que te enteres. Si además instalas un sistema de doble descarga en la cisterna, evitas dejar los grifos abiertos más de lo imprescindible y usas el lavavajillas en vez de fregar a mano, el ahorro de agua está asegurado.

Con estos consejos, poquito a poquito, habrás conseguido reducir las facturas de luz, agua y gas en casa. Pero aún hay mucho más que puedes hacer, como lavar en frío y con la lavadora llena, abrir la puerta del frigorífico y el congelador lo imprescindible o mantener la caldera en perfectas condiciones.

Son pequeños gestos que no cuestan mucho pero que te darán un pequeño respiro y te permitirán ahorrar un pequeño pellizco. Superar la cuesta de enero será, así, algo más sencillo.

20/01/2022

Ultimas noticias